Nace una nueva forma de volar así es el primer Avión Iónico sin partes móviles, sin combustible, silencioso y sin emitir contaminación



Desde que el primer avión tomó vuelo hace más de 100 años, prácticamente todos los aviones han volado con la ayuda de piezas móviles como hélices o turbinas, que funcionan con la combustión de combustibles fósiles o con paquetes de baterías que producen un zumbido persistente y quejumbroso.

Ahora los ingenieros de MIT (Instituto de Tecnología de Massachusetts) han construido y lograron hacer volar el primer avión sin partes móviles. En lugar de hélices o turbinas, este aparato es impulsado por un "viento iónico", que es un flujo silencioso pero poderoso de iones que se produce a bordo del avión, y que genera suficiente empuje para impulsar al aparato en un vuelo sostenido y constante.

A diferencia de los aviones propulsados por turbinas, este avión no depende de los combustibles fósiles para volar. Y a diferencia de los drones propulsados por hélice, el nuevo diseño es completamente silencioso.

Steven Barrett, profesor asociado de aeronáutica y astronáutica en el MIT dijo que la inspiración para el avión iónico proviene en parte de la serie de películas y televisión "Star Trek", que él veía con avidez cuando era niño. Se sintió especialmente atraído por las lanzaderas futuristas que se movían sin esfuerzo por el aire, aparentemente sin partes móviles y casi sin ruido ni humos de escape. Según dijo Barret: "Esto me hizo pensar, en el futuro a largo plazo, los aviones no deberían tener ni hélices, ni turbinas. Deberían ser más como las lanzaderas en 'Star Trek ', que tienen solo un brillo azul y se deslizan en silencio". Declaro Barret.

Esta idea de origen es la que ahora ha inspirado la creación del primer avión iónico. Los ingenieros esperan que en un corto plazo, tales sistemas de propulsión de viento iónico se puedan usar para hacer volar drones menos ruidosos. Además, prevén que la propulsión iónica se podría aplicar junto con sistemas de combustión más convencionales para crear aviones de pasajeros híbridos y otras aeronaves grandes, más eficientes y con un menor gasto de combustible.
Según declaró Steven Barrett: "Es el primer vuelo sostenido de un avión sin partes móviles en el sistema de propulsión. Esto potencialmente abre nuevas e inexploradas posibilidades para aeronaves que sean más silenciosas, mecánicamente más simples y que no emitan emisiones contaminantes". Declaró Barrett.

Barrett y su equipo en MIT han publicado sus resultados en la revista Nature.

Imagen del MIT


- Fuente: Nota de prensa del MIT.
0

Seguidores

Blog Archivo

Mostrar más